• Gestión Ambiental > Residuos y materiales

    Gestión de los residuos y materiales

    Residuos de Papel

    Para hacer más eficiente la gestión de residuos, el BBVA Francés ha realizado la compra de 606 contenedores, los cuales fueron distribuidos en las sucursales de la Provincia de Buenos Aires. Asimismo, todas aquellas sucursales que están ubicadas en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires cuentan con sistemas de contenedores.

    Diariamente se realiza la separación de residuos en las oficinas, con la incorporación de contenedores especiales ubicados en lugares estratégicos en los 7 edificios centrales del banco. Con ello se busca mejorar la reciclabilidad de los residuos “pre-seleccionados” para optimizar luego su recupero por cooperativas de recicladores urbanos.

    Del mismo modo ocurre con la Fundación del Hospital Garraham, a la cual el BBVA Francés le dona todas las tapitas plásticas que recuperan diariamente los empleados y clientes que se suman voluntariamente.

    Residuos de Pilas y Baterías

    Contamos con un gestor, responsable de trasladar hasta las plantas de tratamiento todos los residuos provenientes del banco.

    En 2015, fueron retiradas por la empresa UPS, 926 kilogramos de baterías para su comercialización para el reciclado de plomo y plástico. El 90% del parque de baterías que se utilizaron provino de los equipos UPS (fuentes de energía ininterrumpibles). En cuanto al reciclado y la reutilización de materiales y equipos electrónicos en desuso, el banco dispone de un servicio que se abona por kilogramo cuando se utiliza. Durante el 2015 se abonó por el tratamiento de 7.948 kg de residuos electrónicos.

    Uso de materiales

    Por iniciativa del sector de Compras, el 100% del papel que utilizan las impresoras y fotocopiadoras del banco, está certificado con los sellos FSC (Forest Stewardship Council) y ECF (Elementary Chlorine Free). En el primer caso, se intenta asegurar que los bosques de los cuales se aprovechan los recursos, se gestionan de manera responsable. En el segundo, se procura que el papel esté fabricado con fibra virgen, para el cual no se utiliza cloro gas (Cl2) en el proceso de blanqueo.

    ¿Cómo sensibiliza y capacita BBVA Francés a sus empleados en temas de medioambiente?

    En 2015 se desarrollaron distintas capacitaciones a empleados, sobre la separación de residuos y la ecoeficiencia (ahorro de agua, papel y energía eléctrica).

    Las capacitaciones se realizaron tanto a través de la Intranet BBVA Francés, como a través de presentaciones del equipo de Servicios Ambientales. Se dieron capacitaciones, tanto a personal de limpieza y mantenimiento como al personal administrativo, sobre la relevancia social de la separación de residuos para potenciar el reciclaje.

    Esto implica un involucramiento de todo el personal del BBVA Francés en separar los residuos en distinto contenedores para colaborar con las Cooperativas de Recicladores Urbanos y Cartoneros que retiran los residuos reciclables de las sucursales y edificios, así como colaborar con los destinos sustentables designados por el Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires o de las provincias

    El área de Higiene, Seguridad y Ambiente, con la ayuda de Comunicaciones Internas, realiza una comunicación, a través de una postal vía mail, a toda la compañía, con el objetivo de movilizar comportamientos y buenas prácticas en los colaboradores, para contribuir activamente a mejorar el medioambiente.

    El foco de las comunicaciones son: el uso responsable del agua, la energía, el papel y la gestión de residuos.

    Los empleados del BBVA Francés han logrado reducciones de en hasta el 80 % en el consumo de agua, gas y electricidad, promediando mejoras graduales interanuales de entre 4 y 8 % en promedio para algunos indicadores.

    residuos_

    Por otro lado, nuevamente el banco se adhirió a la iniciativa global “La Hora del Planeta”, un evento impulsado por el World Wide Fund for Nature (WWF), que se celebra el último sábado de marzo de cada año. Este consiste en un apagón eléctrico voluntario, en el que se pide a hogares y empresas que apaguen las luces y otros artefactos eléctricos durante una hora. Con esta acción simbólica, se pretende concientizar a la sociedad sobre la necesidad imperiosa de adoptar medidas que contribuyan a reducir los efectos negativos del ya instalado cambio climático. Durante el evento, en BBVA Francés se desconectaron en los 6 edificios centrales todos los equipos eléctricos y las luminarias que no son esenciales para el funcionamiento del banco.